domingo, 2 de junio de 2013

Es hora de dormir, princesa




Miguel, uno más, sin trabajo, sin techo, sin nada...



20 comentarios:

  1. Me conmovió la escena de Miguel preparándose para dormir.

    No le pregunté sus motivos para elegir ese lugar, imaginé que en su sueño se sentiría acompañado.

    Dos mundos, tan reales,tan distantes y lamentablemente el de Miguel cada vez más abundante.

    ResponderEliminar
  2. Ya lo creo que impacta. Una chica preciosa, llena de color y de vida y un homeless triste y gris. Yo creo que por eso decide dormir ahí. Seguramente se siente más acompañado y más caliente con las luces de neón, que aunque frías, no dejan de ser y de dar luz. Mejos eso que nada: la esperanza, supongo.

    besos,

    ResponderEliminar
  3. Sin duda una triste realidad que cada dia parece ser más extensa.

    Una foto protesta fantastica, es realmente buena, quizás esa zona adquiere menos soledad, puesto que veo bastantes parece ser cajas, luces y este tipo de cosas que suelen tener los grandes mercados o almacenes.

    Un abrazo y otro para Miguel.

    ResponderEliminar
  4. Cuando vi la Foto, mi primera intención fu hecer un chiste (Sabe escoger compañera de cuarto).
    Luego, cuando leí el pie de la Foto, el impacto fu doblemente doloroso.
    Llegar a esa situación, debe ser terrible

    Es impresionante tu llamada de Atención a lo que estamos viviendo. Muy Bueno

    Saludos, manolo
    http://marinosinbarco.blogspot.com.es/

    .

    ResponderEliminar
  5. Muy buena, Minimal. Mas que triste.
    Un abrazo.
    Agustín.

    ResponderEliminar
  6. Jobar la foto pone los pelos de punta, es dramaticamente amarga!!!

    Triste realidad, impresionante foto!!!

    Abrazos.

    ResponderEliminar
  7. La fotografía impresionante!! por todo, el momento y por el contenido. Y técnicamente espectacular. Son malos tiempos y esta foto perdurará te lo aseguro. Felicidades. Un abrazo

    ResponderEliminar
  8. Me gusta y me duele...demasiado.
    Un beso Mini.

    ResponderEliminar
  9. Una buena foto de denuncia social en la que se muestra una realidad sin recrearse en la parte negativa porque, al fin y al cabo, ese hombre no tendrá casa, no tendrá hogar, pero aun conserva sus sueños y, al menos de pequeños, todos hemos soñado con hadas y princesas. Un abrazo,

    ResponderEliminar
  10. Una fántastica imagen donde <Miguel , se entrega a la noche donde compartirá sitio con la bella señoría de la fotografía, y ella amable le ofrecera su compañia y color durante las horas de la noche .
    Minimal una foto genial, para describir la situación de muchos , muchos personajes en la noche.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  11. Hay quien dice que cuando se descubre la verdad de las cosas, su realidad, todas las paradojas tienden a reconciliarse. Yo no debo haberla descubierto aún. Para mi, un país que es capaz de consentir que uno solo de sus ciudadanos viva de esa manera se merece cualquier cosa que le sobrevenga. Una imagen dura y esperanzadora a un tiempo. Es como si en la indigencia una persona fuera aún capaz de mantener el gusto por lo bello. Un abrazo, Minimal.

    ResponderEliminar
  12. Un testimonio tremendo, Minimal.
    Y lo peor es que cada día aumenta el número de testimonios como este.
    Al ver la imagen pensé que Miguel podría haber elegido ese lugar buscando un ángel de la guarda que velara su sueño.
    Un abrazo, Minimal.

    ResponderEliminar
  13. Contradictorias las sensaciones, por un lado muy bien elegida la compañía y por el otro dramática la situación.
    Me encanta la foto. saludos

    ResponderEliminar
  14. Ya te dije que me parecía sublime la foto, el contraste es alucinante y no sólo por el transfondo social, si no también por el cromatismo, por la luz.

    Al menos cuando se levante, podrá decir eso de "Buenos días, princesa"

    Enhorabuena.

    ResponderEliminar
  15. El "Buenas noches/ buenos días, princesa" creo que le sienta como anillo al dedo.
    El colorido y contraste de luz de la princesa y el sombreado del personaje me gusta mucho.
    Sugiere y hace pensar en la dramática realidad.
    Muy buena.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  16. Emocionante y espeluznante al mismo tiempo, Minimal: ojalá que al menos su sueño tenga la luz y la fantásía de los escaparates.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  17. La situación me parece muy fuerte pero la obra de arte que te has marcado, para mi, lo supera con creces.
    Abrazo

    ResponderEliminar